AHORA SÍ, LA NUEVA CONQUISTA DEL DESIERTO.

Autor: Marcelo Musante (x)
Ilustración: Juan Paz, Facebook: Disculpen la molestia

Ilustración: Juan Paz, Facebook: Disculpen la molestia

Los discursos racistas contra los pueblos originarios recrudecieron salvajemente hace unos años. La gente pide “mano dura” y los medios hablan de usurpación y ocupaciones. El gobierno, reprime. Y el que se mete, puede desaparecer.

Hace un año atrás el entonces ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, anunciaba en Choele Choele -sin sonrojarse- el inicio de una nueva campaña al desierto.

Ayer en horario central televisivo del domingo, dos programas periodísticos se hicieron eco de un tema que comenzó a circular a partir a de la desaparición de Santiago Maldonado y definieron la agenda de discusión de los próximos días en bares, oficinas y transportes públicos. Continuar leyendo

A 37 años de la 1º marcha en el Alto Valle.

Autor: Noemí Labrune

La presencia habitual de monseñor De Nevares en estas reuniones contribuyó en gran medida a insuflar a la acción de la APDH local una firmeza y una continuidad que no era fácil esgrimir frente al Estado terrorista.buscados_027
En esos años fue también la Delegación Neuquén la primera en salir a la calle, enarbolando un cartel. Para el caso, de hechura casera: sábana doble de un celeste desteñido, con la inscripción APDH en pintura negra. Desde ese día y hasta ser reemplazado por otro, ancho como una avenida, sirvió de símbolo convocante para marchas de protesta, sentadas exigiendo “Juicio y Castigo a los culpables” y plantones reclamando el respeto por los Derechos del Hombre.
El diario “Río Negro” publicó la foto de ese primer plantón, y lo describió como: “INSOLITA DEMOSTRACION FRENTE A LA CASA DE GOBIERNO”. Continuar leyendo

Las Partes Vitales. Experiencias con jóvenes de las periferias.

Autor: Juan Pablo Hudson

20729390_1911289622482349_8349294979644909940_nUn desafío mayúsculo se impone en un contexto de avance vertiginoso de las economías violentas: para evitar los riesgos mortales a los que pueden exponerse los pibes se fomenta su inclusión (inevitablemente la subordinación) a empleos y capacitaciones destinadas exclusivamente a los sectores populares. Un libro de investigación canónico en el estudio de la vida de los jóvenes de las periferias, como es En busca de respeto, de Philippe Bourgois, admite con incomodidad esta posición: “En un principio, mi propia ‘actitud’ ante la idea de manipular a las personas para animarlas a aceptar puestos mal pagos y tediosos era la de un completo escepticismo. Sin embargo, la violencia y la autodestrucción de las que fui testigo en el Salón de Juegos paulatinamente me convencían de que la explotación en la economía legal era mejor que la exclusión total y completa”. Cada situación, cada coyuntura, contiene dilemas y conflictos singulares. Determinar una estrategia única sería caer en la abstracción y en la superficialidad a la que siempre conduce el pensamiento ideologizado. Quizás el ingreso en un empleo precario puede ser la llave para zafar y abrirse a otros escenarios vitales. No lo sabemos. Pero lo que pretendo remarcar es que, aún en medio de este grave conflicto social que sacude a las ciudades, sostener la pregunta sobre qué implica transgredir aquello que los mercados legales e ilegales (cada vez más entrelazados entre sí), e incluso las propias instituciones estatales, determinan como caminos ineludibles para los jóvenes, puede transformarse en un fundamento promisorio para construir una experiencia de co-investigación con ellos. Continuar leyendo

Los mapuche y un discurso de terror.

Autor: Ariel Petruccelli
0001_DSCN4089
Mientras Santiago Maldonado continúa desaparecido (y todo hace pensar que la Gendarmería Nacional está implicada en el hecho) y Facundo Jones Huala sigue pasando sus días en la cárcel, autoridades del gobierno y periodistas sensacionalistas, como el inefable Jorge Lanata, compiten por instalar la idea de un nuevo enemigo público: el terrorista mapuche.
Ya se escuchan amplificadas las viejas cantinelas que, al menos en el sur, tienen larga data. Pero ahora la audiencia alcanza a todo el país. Es un buen momento, pues, para aclarar cuestiones, refutar tonterías y sentar posición.

Continuar leyendo

Trelew

Autor: Ariel Petruccelli
los_16_en_trelew
En 1972 Rawson era una somnolienta capital provinciana. Apenas algo más que un pueblito perdido de la indómita Patagonia; uno de esos sitios en los que “nunca pasa nada”. Alejada de las grandes urbes y de los centros políticos nacionales, su vida era apacible, casi letárgica.

Continuar leyendo

Un mensaje tranquilizador desde el Sur

Autor: Seba Alegre
Ante la preocupación por parte

Noe Gaillardou https://www.facebook.com/noe.gaillardou

Noe Gaillardou
https://www.facebook.com/noe.gaillardou

de nuestros compatriotas que viven arriba del Río Colorado quiero transmitir un poco de tranquilidad y decir que no hay en el sur grupos “terroristas”. Vivo en una tierra -eso sí- signada por una rebeldía hermosa que es muy activa a la hora de pelear por sus derechos. Pero no hay “terroristas”. No hemos visto por aquí gente encapuchada, no hemos visto flamear banderas de la ETA; no hay en la región células activas de Al Qaeda ni de ISIS. Hoy estamos viviendo casi de la misma manera que el resto de los argentinos: mal y agobiados. Ojo: que no haya terroristas no implica que no haya violencia. Se nos ha querido -varias veces- imponer esa vocación silenciadora que tiene el terror, pero por parte del estado y sus fuerzas represivas. Solemos no tener más remedio que apretar los dientes ante la injusticia y murmurar nuestras puteadas entre dientes.

Continuar leyendo